Esta tarta de calabaza sin gluten es un placer! Siempre cumplidora, nunca falla acompañada de una buena ensaladita!

Las tartas son una muy buena opción para preparar el menú semanal. Siempre cumplidoras, nunca fallan acompañadas de una buena ensaladita. Son ideales para hacer el fin de semana y tener algo rico y sano a mano en la semana, para cuando llegamos tarde a casa sin muchas ganas de cocinar o para llevar en la vianda durante el día.

Aquí una opción con masa sin gluten algo quebradiza, con muy buen sabor y nutritiva: tarta de calabaza sin gluten. La masa de esta tarta de calabaza sin gluten lleva su tiempo de reposo, pero esto hará que las harinas se hidraten adecuadamente para eliminar los anti nutrientes de los cereales y  mejorar la digestión.

 

Receta de tarta de Calabaza sin gluten

Ingredientes para la masa:

  • 150 gr de harina de arroz
  • 100 gr de harina de trigo sarraceno
  • 1 cdta de sal rosada o marina
  • 2 cdas colmadas de aceite de coco neutro solidificado o 4 cdas en el caso de que esté líquido
  • 1 huevo
  • agua (cantidad necesaria)
  • 2 cdas de semillas de lino molido
  • 2 cdas de semillas de sésamo molido

Ingredientes para el relleno:

  • 1 calabaza mediana
  • 1/4 entre puerro y cebolla de verdeo
  • 2 cdas de ghee o aceite de coco neutro
  • queso camembert o algún otro queso a elección

Procedimiento:

  • Vamos a comenzar por la masa. Disponemos en un cuenco las harinas con la sal, hacemos un hueco en el centro y agregamos el aceite de coco y el huevo y comenzamos a unir los ingredientes. De a poco, agregamos agua en cantidad necesaria y seguimos integrando hasta formar un bollo. Quedará una consistencia un tanto arenosa, pero manipulable. Tapamos con un repasador y llevamos a la heladera a que descanse, de 4 a 8 hs. Una vez transcurrido el tiempo de reposo, será necesario sacar la masa de la heladera una hora antes de armar la tarta dado que el aceite se solidificará y la masa se pondrá algo dura, pero no importa porque luego al entrar en contacto con la temperatura ambiente, irá cediendo. Cuando la masa esté manipulable, luego del descanso, vamos a agregarle las semillas de lino y sésamo molidas y vamos a amasar la preparación para integrar los nuevos ingredientes.
  • Para el relleno, pelamos y cortamos la calabaza en cubos del mismo tamaño. Ponemos en una ollita las cdas de ghee o aceite de coco y doramos allí los trocitos de calabaza por unos minutos. Cuando empiecen a dorarse, agregamos un poquito de agua y tapamos; dejamos cocinar por unos 15 minutos aproximadamente, hasta que comiencen a ponerse blanditas. Sacamos del fuego y mixeamos o pisamos hasta obtener un puré. Reservamos.
  • Por otro lado, cortamos el puerro y cebolla de verdeo y los doramos en una sartén con un poquito de ghee o aceite de coco neutro. Cuando estén listos los retiramos del fuego.
  • En un cuenco mezclamos las dos preparaciones y salpimentamos a gusto. Si lo deseamos, podemos agregar alguna hierba o condimento. Reservamos.
  • Tomamos un molde rectangular tipo budinera (o el que prefieras), aceitamos con un poco de aceite de coco la base y comenzamos a estirar la masa sobre la misma fuente para formar la base de nuestra tarta, hasta llegar a los bordes y lograr un zócalo de unos 4 o 5 cm, podemos ayudarnos con los puños de la mano. Llevamos la masa a horno precalentado a 180 grados por 20 minutos.
  • Cuando la base de nuestra tarta comience a dorarse, la sacamos del horno y la rellenamos con la mezcla de puré de calabaza y cebollas/puerros. Colocamos por encima los trocitos de queso y podemos decorar con alguna semilla o fruto seco, espolvoreando con un poco de azúcar mascabo por arriba.
  • Llevamos a horno por unos 10 o 15 minutos, hasta que el queso comience a derretirse.

Recomendaciones:

Contemplando que la masa requiere de un tiempo de reposo, una opción es prepararla en la mañana para terminar el armado de la tarta en la tarde/noche; o dejarla lista en la noche para que repose mientras dormimos y retomar el armado en la mañana. ¡Sólo es cuestión de organización!

Paula Karavaski

Paula Karavaski

Cocinera at Limon y Palta
Cocino porque me apasiona comer, y además es un espacio en el que me conecto conmigo y con los que quiero, porque cuando cocinas, la mayoría de las veces lo haces para alguien; y esa para mi es una forma de conexión y de demostración de amor.

No soy experta, voy probando y me gusta experimentar. Soy curiosa, sigo y leo a chefs, cocineros, bloggeros, busco mucho en Internet, compro libros de cocina, veo programas y series de comida y cocina por el mundo… Esa es la manera en que voy aprendiendo, con mucha prueba y error. También hice algunos cursos y estoy con ganas de estudiar algo con más dedicación, estoy segura que ese momento ya llegará.
Paula Karavaski

Latest posts by Paula Karavaski